En CITA, primero fue la gallina y después el huevo | CITA Saltar al contenido

Llamada confidencial

937 91 80 08
mascotas

TRAE TU MASCOTA

En CITA, primero fue la gallina y después el huevo

Por primera vez, una de las gallinas de CITA ha puesto un huevo. 

Y ya que estamos hablando de huevos, puede ser útil recordar aquí la apreciación de Lacan de que no se puede hacer una tortilla sin romper el huevo. Cuando se rompe el huevo de lo biológico, nace el hombre –con su libertad- pero también nace el revoltillo de tortilla: desaparecen los imperativos que rigen la conducta animal y uno tiene que tomar sus propias decisiones, decidir los valores y objetivos que guiarán su conducta. Respecto a las drogas y a todas las demás cosas.




    Autor: Dr. Josep Mª Fàbregas

    Especialista en adicciones y director psiquiatra del centro de adicciones y salud mental Clínicas CITA. Inicié mi carrera profesional en el Hospital Marmottande París, donde trabajé con el Profesor Claude Olievenstein. Posteriormente me trasladé a Nueva York y, tras varios años de experiencia profesional, en 1981 fundé CITA (Centro de Investigación y Tratamiento de las Adicciones) con el objetivo de desarrollar un modelo de comunidad terapéutica profesional, el cual lleva 32 años en funcionamiento.

    Entradas relacionadas

  • Categorías