Drogas en la ESO | Adolescentes y adicciones Saltar al contenido

Llamada confidencial

937 91 80 08
mascotas

TRAE TU MASCOTA

Drogas en la ESO

Encuesta sobre el uso de las drogas en la ESO – Enseñanzas Secundarias

Según una encuesta publicada por el Ministerio de Sanidad sobre el uso de drogas en Enseñanzas Secundarias (Encuesta sobre Uso de Drogas en Estudiantes de Enseñanzas Secundarias (ESTUDES) 2014-2015), para evaluar los hábitos en el consumo de drogas de los jóvenes españoles, se observa que, en los últimos dos años, el consumo de drogas en escolares de entre 14 y 18 años ha disminuido.

Este menor consumo se aplica a todas las sustancias psicoactivas, aunque se aprecia de forma más acusada en los consumos intensivos de alcohol. También es menor la percepción de disponibilidad de todas las drogas, menos el alcohol: casi 8 de cada 10 escolares reconoce haber bebido alguna vez.

La encuesta se elabora a partir de una muestra de 37.486 estudiantes de entre 14 a 18 años, e incluye el análisis de 18 sustancias psicoactivas.

Estos son los principales resultados del estudio:

  • Desciende el consumo de todas las drogas.
  • El alcohol, el tabaco y el cannabis son las drogas más consumidas por los estudiantes. Le siguen los hipnosedantes (con y sin receta), la cocaína, el éxtasis, los alucinógenos, las anfetaminas, los inhalables volátiles y la heroína.
  • Los hombres consumen drogas ilegales en mayor proporción. Entre las mujeres está más extendido el uso de alcohol, tabaco o hipnosedantes.
  • Se modifica la tendencia creciente en el consumo de hipnosedantes por parte de las mujeres.
  • Sigue disminuyendo la disponibilidad percibida para las drogas, excepto para el alcohol.
  • Perciben el alcohol como la sustancia menos peligrosa y consideran que el tabaco es más peligroso que el cannabis. Las mujeres tienen en general mayor percepción de riesgo que los hombres.
  • Educación en las escuelas, tratamiento voluntario a los consumidores, control policial y aduanero y campañas de publicidad son las medidas consideradas como más eficaces para luchar contra las drogas.
  • 1 de cada 3 estudiantes se siente perfectamente informado sobre las drogas, sus efectos y riesgos. 1 de cada 5 se siente informado ‘a medias’ y sólo el 6% considera que está mal informado.
  • Aunque el consumo de alcohol sigue siendo prevalente, hay un considerable descenso de su consumo, sobre todo en la frecuencia de borracheras en los últimos 30 días y en el consumo en forma de atracón). Aun así, 285.700 estudiantes de entre 14 y 18 años han empezado a consumir alcohol. El 78,9 por ciento de los estudiantes de entre 14 y 18 años ha probado alguna vez el alcohol. El 76,8% han consumido en el último año. Y el 68,2% lo ha hecho en el último mes. El porcentaje de estudiantes que bebe aumenta los fines de semana. El 1,7% de los jóvenes de 14 a 18 años ha consumido alcohol diariamente en los últimos 30 días. 1 de cada 3 escolares ha consumido alcohol en forma de atracón en los últimos 30 días. 6 de cada 10 (57,6%) han participado en un botellón alguna vez en los últimos 12 meses. 2 de cada 10 estudiantes se han emborrachado alguna vez en el último mes. Y 3 de cada 10 escolares (31,9%) tiene un consumo de riesgo durante los fines de semana.
  • Continúa el descenso en el consumo de tabaco. Aun así, el pasado año 137.000 escolares de entre 14 y 18 años empezaron a consumir tabaco. El 38,4% de los escolares ha fumado tabaco alguna vez en la vida, el 31,4% en el último año y el 8,9% lo fuma a diario. En los últimos diez años el consumo de tabaco por parte de los estudiantes de entre 14 y 18 años se ha reducido en cerca de un 60%. El 49,7% de los escolares vive en hogares donde se fuma diariamente.
  • Hay un descenso en el uso de hipnosedantes con y sin receta: el 16,1% los ha consumido alguna vez en la vida, el 10,8% en los últimos 12 meses y el 6,2% en los últimos 30 días. Sigue siendo un consumo fundamentalmente femenino.
  • El cannabis es la droga ilegal consumida por un mayor porcentaje de jóvenes. Desciende ligeramente el consumo de esta sustancia: 3 de cada 10 estudiantes ha probado cannabis alguna vez en su vida y 1 de cada 4 lo ha consumido en el último año. En el último año empezaron a consumir cannabis 146.200 estudiantes de 14-18 años. El consumo de cannabis entre los escolares se ha reducido en más de un 33% en la última década.
  • Hay una tendencia estable en el consumo de cocaína. El 3,5% de los encuestados ha consumido cocaína alguna vez en la vida, el 2,8% en los últimos 12 meses, y el 1,8% en los últimos 30 días.
  • Respecto a las anfetaminas, los alucinógenos, el éxtasis y la heroína, continúa la tendencia descendente y el consumo se sitúa en los niveles más bajos de toda la serie histórica para alucinógenos, éxtasis, anfetaminas e inhalables volátiles (con prevalencias entre el 1,2% y el 0,6% para el consumo en los últimos 12 meses). El consumo de heroína apenas se da en el 0,5% de los encuestados.
  • En cuanto a las drogas emergentes, el 4% de los escolares ha probado este tipo de sustancias alguna vez en la vida. Y el 53,7% nunca ha oído hablar de ellas. Las prevalencias de consumo para la frecuencia de alguna vez en la vida son las siguientes: Spice (0,8%); ketamina (0,7%); salvia (0,7%), y mefedrona (0,5%).

About the Author: Dr. Josep Mª Fàbregas

Especialista en adicciones y director psiquiatra del centro de adicciones y salud mental Clínicas CITA. Inicié mi carrera profesional en el Hospital Marmottande París, donde trabajé con el Profesor Claude Olievenstein. Posteriormente me trasladé a Nueva York y, tras varios años de experiencia profesional, en 1981 fundé CITA (Centro de Investigación y Tratamiento de las Adicciones) con el objetivo de desarrollar un modelo de comunidad terapéutica profesional, el cual lleva 32 años en funcionamiento.




    Autor: Dr. Josep Mª Fàbregas

    Especialista en adicciones y director psiquiatra del centro de adicciones y salud mental Clínicas CITA. Inicié mi carrera profesional en el Hospital Marmottande París, donde trabajé con el Profesor Claude Olievenstein. Posteriormente me trasladé a Nueva York y, tras varios años de experiencia profesional, en 1981 fundé CITA (Centro de Investigación y Tratamiento de las Adicciones) con el objetivo de desarrollar un modelo de comunidad terapéutica profesional, el cual lleva 32 años en funcionamiento.

    Entradas relacionadas

  • Categorías