La mayoría de adictos trabajan en servicios y en la construcción

adictos trabajan en servicios y en la construcción

Según las conclusiones de un estudio presentado por la Asociación Proyecto Hombre, en colaboración con Obra Social La Caixa y el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, el 80% de las personas que entra en tratamiento por una adicción trabaja o ha trabajado en servicios o en la construcción.

Otra información relacionada es que la citada investigación evidencia un bajo nivel de estudios de las casi 3.000 personas encuestadas, ya que sólo el 9% de los adictos entrevistados tiene una licenciatura universitaria y un 67% o no posee formación o solo cuenta con estudios primarios.

Por otra parte, el 73% de estas personas había estado empleado en los tres años anteriores a su ingreso. La cifra desciende a un 39% en el momento en el que se inicia el tratamiento, de lo que se deduce una relación evidente entre toxicomanía y desempleo. La edad media entre los consumidores experimenta un ligero incremento en los últimos años y se sitúa en 38,3 años.

Los mismos datos corroboran que la sustancia más consumida entre los españoles es el alcohol (39%), seguida de la cocaína (31%) y el cannabis (9%). En última posición, se encuentran la heroína y los opiáceos (4%).

Las mujeres que han solicitado tratamiento representan el 16%. No obstante, el número de mujeres ha ido en continuo ascenso desde 2012, en el que sumaban el 14%.

Por primera vez, la encuesta recoge datos sobre relación entre relaciones familiares y exposición a las drogas. Las relaciones de pareja son la fuente principal de problemas serios a lo largo de la vida (65%). El estudio también contempla esta consecuencia con abusos, psíquicos y sexuales.

Los datos dicen que la exposición a estas experiencias es muy superior en mujeres: abusos emocionales (49%), abusos físicos (27%) y abusos sociales (7%). Los hombres respecto a los mismos problemas suman 16%, 4% y 0,6% respectivamente.