Información sobre Adolescentes y Cannabis | Clínicas CITA Saltar al contenido

Llamada confidencial

937 91 80 08
mascotas

TRAE TU MASCOTA

El cannabis en los adolescentes

Muchos jóvenes creen que fumar tabaco es peor que fumar marihuana, ya que la planta de la marihuana es ‘natural’.

Sin embargo, los científicos del National Institute on Drug Abuse (NIDA) de Estados Unidos acaban de lanzar una alerta sobre los riesgos que el cannabis provoca en la salud mental y las capacidades cognitivas de los adolescentes. Concretamente, esta citada investigación señala una disminución neuropsicológica que se agrava cuanto más temprana es la edad a la que se inicia el consumo.

Según los expertos, el sistema nervioso central en los adolescentes es más vulnerable a sufrir alteraciones en su estructura y conexiones neuronales por la introducción de sustancias exógenas como el cannabis. No se trata solo de pérdidas de concentración y de memoria que afectan al aprendizaje, deterioro cognitivo asociado al fracaso escolar, falta de reflejos y alteración de la capacidad motora o el ‘síndrome amotivacional’ que implica apatía y desinterés por los estudios y el entorno.

La alta concentración de tetrahidrocannabinol (THC) presente en la marihuana aumenta el riesgo de sufrir en un futuro brotes psicóticos y -en casos de predisposición genética- esquizofrenia. La comunidad científica todavía no conoce exactamente el mecanismo de la asociación entre cannabis y trastornos mentales , pero advierte que el riesgo está ahí.

Ante un consumo abusivo pueden presentarse síntomas como despersonalización, ansiedad, trastornos de identidad e ideas paranoides.

La posibilidad de desarrollar psicosis funcional y esquizofrenia es más alta en aquellos que tienen una vulnerabilidad previa. Estas personas, sin tomar cannabis, puede que no hubieran desarrollado la enfermedad psiquiátrica, pero el cannabis es un disparador.

Además, no es lo mismo que la enfermedad mental se manifieste en la edad adulta a que suceda en la adolescencia, porque afectará no solo a sus estudios , sino también a su evolución personal. Por ello, entre otras conclusiones, la investigación señala que la eliminación del cannabis entre los jóvenes podría conllevar una reducción del 8% de la incidencia de la esquizofrenia en la población.

Y que si un adolescente empieza a fumar de forma habitual antes de los 15 años tiene cuatro veces más posibilidades de desarrollar una enfermedad mental antes de los 26 años.

Asimismo, el último estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre comportamiento adolescente , sitúa a los adolescentes españoles entre los que más consumen cannabis, según los datos de una encuesta realizada en 42 países, la mayoría europeos, entre 2013 y 2014. La tasa nos sitúa por encima de la media internacional (15%), con un 20% de chicos y un 18% de chicas de 15 años que lo han fumado alguna vez.

El 9% de las chicas y el 11% de los chicos españoles lo han consumido en los últimos 30 días, clasificación en la que figuran en el noveno puesto. Uno de cada cuatro estudiantes lo ha consumido en el último año. En la población entre 15 y 24 años tenemos un 22% que presenta un consumo problemático que implica habitualidad, adicción y descenso en el rendimiento escolar.

Precisamente en este colectivo los investigadores advierten que cada vez consumen más y más pronto. Aunque en el último año en España se iniciaron en el cannabis 146.200 estudiantes de 14 a 18 años y de ellos 53.000 escolares hacen un consumo problemático, la reciente Encuesta Estatal sobre Uso de Drogas en Estudiantes de Enseñanzas Secundarias (ESTUDES) del Plan Nacional Sobre Drogas aporta el único dato positivo: se observa una mínima tendencia descendente desde 2012. Pero los jóvenes siguen percibiendo erróneamente el tabaco como más peligroso que el cannabis.

About the Author: Dr. Josep Mª Fàbregas

Especialista en adicciones y director psiquiatra del centro de adicciones y salud mental Clínicas CITA. Inicié mi carrera profesional en el Hospital Marmottande París, donde trabajé con el Profesor Claude Olievenstein. Posteriormente me trasladé a Nueva York y, tras varios años de experiencia profesional, en 1981 fundé CITA (Centro de Investigación y Tratamiento de las Adicciones) con el objetivo de desarrollar un modelo de comunidad terapéutica profesional, el cual lleva 32 años en funcionamiento.


Política de privacidad


Por favor, prueba que eres un humano seleccionando la llave.

Autor: Dr. Josep Mª Fàbregas

Especialista en adicciones y director psiquiatra del centro de adicciones y salud mental Clínicas CITA. Inicié mi carrera profesional en el Hospital Marmottande París, donde trabajé con el Profesor Claude Olievenstein. Posteriormente me trasladé a Nueva York y, tras varios años de experiencia profesional, en 1981 fundé CITA (Centro de Investigación y Tratamiento de las Adicciones) con el objetivo de desarrollar un modelo de comunidad terapéutica profesional, el cual lleva 32 años en funcionamiento.

Entradas relacionadas

  • Categorías