drogas y prohibicion

Centros de desintoxicación – Las drogas y prohibición

Centros de desintoxicación – Las drogas y prohibición

Una de las suposiciones más frecuentes es que el alcohol ha sido hasta cierto punto domesticado y, en consecuencia, puede con toda seguridad ponerse en una categoría distinta a la de las otras drogas. Pero las investigaciones revelan que casi todas las reacciones de los pacientes a los que en un experimento se les dio barbitúricos, desde la embriaguez al delirium tremens, reprodujeron las del alcohol tan exactamente, que a los barbitúricos se les puede calificar como una bebida alcohólica sólida y al alcohol como un barbitúrico líquido. Las diferencias eran fundamentalmente consecuencia de que los barbitúricos estaban a la venta en forma más concentrada. De lo contrario y según las pruebas, no existían razones lógicas por las que no debiera colocarse a los barbitúricos y al alcohol en la misma situación legal.

Sin embargo, en la práctica, la sociedad adopta una postura muy diferente con respecto a drogas gemelas. Se trata al alcohol como si no fuera una droga. Los barbitúricos, en cambio, sólo se pueden vender legalmente mediante prescripción médica en las farmacias; otras formas de venta son castigadas penalmente.

En términos clínicos, los experimentos también han demostrado que los efectos sobre la salud del alcohol y de los barbitúricos son más serios que los de los opiáceos. Si sus efectos sociales secundarios se toman en consideración, el alcoholismo resulta ser con diferencia el más serio de los problemas de drogas del mundo occidental.

Naturalmente, de estos hechos no puede inferirse que una campaña para apartar a la gente del alcohol pueda recalcar alegremente la relativa seguridad de, por ejemplo, el cannabis como alternativa. Dehecho, el cannabis conlleva mayores riesgos mentales y físicos de los que habitualmente se reconocen. Las pruebas proporcionan la evidencia de que cualquier droga puede tener efectos adversos. No se ha aprendido la lección de que prohibir una droga es el camino seguro de aumentar sus ventas. Se cree que se aprehende bastante menos del diez por ciento del cannabis que entra en un país, y también hay que ser consciente de que se han multiplicado por veinte las incautaciones de marihuana y hachís.

Comparte en redes sociales      
Share

Tags: , , , , , , , , , , , ,