Centro de desintoxicación CITA: Algunas dificultades que pueden aparecer cuando se deja de fumar

Las ganas de fumar vienen como a pinchazos, que aunque los primeros días son recuentes y duran algunos minutos, son cada vez más breves y más alejados uno del otro. Disminuyen tomando un vaso de agua, respirando a fondo, haciendo ejercicio, saliendo a pasear o cambiando de lugar o de actividad

Si se incrementa mucho el apetito, hay que dar al cuerpo frutas y verduras frescas que, además de alimentar más sano, reducen las ganas de fumar. No se ha de substituir un vicio por otro y empezar a comer dulces o a comer a menudo para satisfacer la ansiedad, ya que puede ser peor el remedio que la enfermedad.

Hay que evitar los estimulantes como el café o el alcohol, lo cuales, además de estar íntimamente relacionados con el tabaco, pueden hacer flaquear la voluntad ya que facilitan la perdida de control. Para muchos fumadores, café y tabaco son inseparables.

La aparición o el aumento de la tos es una buena señal: los pulmones  empiezan a reaccionar y eliminan los restos de alquitrán. Se les puede ayudar bebiendo mucha agua y zumos naturales de fruta.

En caso de estreñimiento, también es beneficioso beber mucha agua, comer cereales integrales y tender hacia una dieta vegetariana que, además, te ayudará a purificar el organismo. El estreñimiento, que en ocasiones aparece los días inmediatos a dejar de fumar, desaparece al cabo de poco tiempo.

El antídoto del tabaquismo por excelencia es el ejercicio. Se trata de ejercitar las piernas, pero sobre todo los pulmones.

Comparte en redes sociales      
Share

Tags: , , , ,